Adaptaciones Animadas de la ‘Tierra Media’ y algunos proyectos fallidos

¿Y si os dijera que no sólo Peter Jackson estuvo tentado de llevar la obra de Tolkien a la gran pantalla? ¿Y si os dijera que otros directores y artistas lo intentaron y fracasaron antes de comenzar a rodar dichos filmes? Además pese a que Jackson y sus sendas trilogías se han llevado el merecido mérito y reconocimiento, otros estudios y artistas mucho más modestos también intentaron plasmar sus visiones del unvierso de la Tierra Media, esta vez eso sí en animación, si os interesa la propuesta preparad vuestra mejor pipa con El Viejo Toby que comenzamos.

portada2esdlanillos

Todos sabemos lo que ha conseguido hacer Peter Jackson al llevar al cine la obra de J.R.R.Tolkien con sus dos trilogías (El Hobbit y El Señor de los Anillos) ¿El Silmarillion? quién sabe, el director neozelandés consiguió tres verdaderas joyas del séptimo arte con la trilogía del Anillo, tres películas que marcaron a millones de espectadores de todo el mundo, su trilogía épica está ya por mérito propio inscrita con letras de oro en la historia del cine. Con El Hobbit se bajó el nivel pero pese a ello consiguió 3 grandes películas de aventuras y fantasía sin perder toda la esencia y coherencia de su visión de la Tierra Media.

Los Beatles, Kubrick, Boorman y la Tierra Media:

beat

 

Y es que la obra de Tolkien siempre ha sido tentadora para ser llevada a la gran pantalla, no pocos directores estuvieron a punto de hacerlo, ya a mediados de los años 50 una compañía de animación le propuso al mismísimo Tolkien hacer una adaptación de su novela más famosa, en un principio el escritor se mostró interesado en el proyecto, siempre y cuando no se usara una técnica de animación similar a la que estaba usando por aquel entonces la Disney (compañía que detestaba Tolkien), pero finalmente cuando Tolkien pudo leer el guión se horrorizó hasta lo indecible, al ver que este borrador alteraba bastantes pasajes de su obra de forma gratuita y absurda, tal fue la indignación de Tolkien que este se negó en redondo a que su obra fuera mancillada de tal manera, con la posterior cancelación de dicha película.

El mismísimo Stanley Kubrick allá por 1967 quiso realizar una película de El Señor de los Anillos interpretada por Los Beatles nada menos, la idea del director era contar con el cuarteto de Liverpool para dar vida a algunos personajes de la mítica obra, la idea era que George Harrison fuera Gandalf, Paul McCartney y Ringo Starr fueran los hobbits Frodo y Sam y John Lennon se encargaría de dar vida a Gollum.

Dicha idea finalmente no fue llevada a cabo, bien por que a Tolkien no le gustó mucho y no aprobó el proyecto o bien porque el proyecto era demasiado complejo, la verdad es que hubiera sido bastante interesante y curioso ver dicha versión.

morgul

Pero no sólo el maestro Kubrick estuvo tentado de llevar a la gran pantalla la obra de Tolkien, a mediados de los años 70 la productora United Artists se había hecho con gran parte de los derechos de la obra literaria de El Señor de los Anillos, la idea era que el director John Boorman dirigiese dicha producción, para ello la cosa fue bastante en serio, tanto que incluso se llegó a escribir un guión bastante extenso.Eso sí, iba a ser una adaptación bastante personal, donde desaparecían numerosos pasajes y personajes del libro y donde todo tenía un cariz mucho más siniestro y tétrico.

Por poner algunos ejemplos, la idea era que los Nazgul cabalgaran sobre caballos sin piel, viéndose así como monstruos llenos de huesos y músculos, Arwen acababa convertida en una niña, Frodo tenía una lujuriosa escena de sexo con Galadriel, para la escena de Moria la idea era incluir a los Orcos en una especie de estado aletargado o sueño inducido, con lo que a medida que la compañía se adentraba en las minas los pasos de la comitiva despertarían los corazones de los Orcos, sacándolos así de su letargo.

sip

En fin, una película bastante curiosa sin duda, finalmente por problemas económicos para llevarla a cabo y tras varios fracasos de la United Artists por aquel entonces, dejaron a dicha película en el cajón de algún ejecutivo y allí se quedó, la idea era hacer una película de tres horas de duración. Sólo nos queda el consuelo de ver Excalibur de Boorman, para hacernos una vaga idea de cómo habría sido dicha versión en manos de este director.

Como vemos varias han sido las veces que se ha intentado llevar El Señor de los Anillos al cine, y con directores de prestigio y talento. Pero no fue hasta 1978 cuando la obra de Tolkien vio por fin la luz, se trataba de una película de animación dirigida por Ralph Bakshi, a la que luego siguieron otras adaptaciones de la obra de Tolkien, todas ellas en animación, como El Hobbit y El Retorno del Rey, en las cuales nos detendremos más pormenorizadamente a continuación.

 

Adaptaciones Cinematográficas de Animación:

El Señor de los Anillos (1978) dirigida por Ralph Bakshi.

pos

Tras el carpetazo a la versión de Boorman le llegó el turno a un film de animación bastante ambicioso dirigido por Ralph Bakshi, Bakshi era un director y animador norteamericano, que intentó llevar la animación hasta un nuevo nivel, bastante irregular en su carrera se le considera uno de los pioneros en esto del cine de animación para el público adulto.

Con el cabreo de Boorman aún reciente, Bakshi, comenzó a idear lo que sería su versión de El Señor de los Anillos, la idea de este era realizar dos filmes, desgraciadamente la mala acogida del primero dio al traste con la intención del animador de conseguir terminar la obra completa.

Bakshi contó con 4 millones de dólares de presupuesto para rodar dicha película, primero con actores reales para luego posteriormente en post-producción dibujar encima de los actores para darle el aspecto animado, esto daba un fuerte impacto visual, la técnica es conocida como rotoscopia (ya usada por Disney sin ir más lejos en su mítica Blancanieves y los Siete Enanitos), dando lugar así a animaciones realistas a la vez que el espectador estaba viendo animación, el problema viene cuando uno se da cuenta de que toda la película no tiene el mismo cuidado visual, ya que mientras los personajes principales poseen esta excepcional técnica animada que queda realmente espectacular, incluso a día de hoy, para otros momentos o incluso para los Orcos la cosa queda bastante desdibujada y pobre, ya que se reduce a un simple sombreado por encima de los personajes, dando un aspecto pobre y mal cuidado.Eso sí los fondos pintados a mano son una verdadera delicia, llenos de detalles y muy bien elaborados, casi parecen ilustraciones de las que acompañan a una buena edición literaria.

La película también se permitía ciertos lujos técnicos, como escenas a cámara lenta que quedan muy bien en pantalla, o incluso el mundo psicodélico en el que entra Frodo cada vez que se pone el anillo (recordemos que estamos en los 70).

for

Pero desgraciadamente el nivel visual queda algo empobrecido por lo mencionado anteriormente, no todos los tramos del film están igual de cuidados, y a los brillantes fondos, buen hacer en los personajes y animación se les suma momentos muy cutres mal enfocados, y con un coloreado a todas luces insuficiente y poco atractivo.

Musicalmente el film posee grandes alardes, en un principio el propio director quería contar en su banda sonora con temas del grupo Led Zeppelin (grandes amantes de la obra de Tolkien), pero la Major se negó y finalmente se optó por un score de corte instrumental a cargo de Leonard Rosenman que realmente suena de maravilla y acompaña a la perfección a los personajes durante su aventura, algo menos épica de lo esperado pero muy aventurera.

Otro punto discutible fue el diseño de algunos personajes, ya que mientras que Gandalf está simplemente perfecto y no hay peros posibles, otros diseños como por ejemplo Sam queda muy caricaturizado y le otorgan una comicidad totalmente absurda que el personaje ni tiene ni necesita.

hob

Aragorn tampoco convence con su estética para nada, parece un indio, y Boromir es pésimo también, con ese aspecto vikingo que no viene ni a cuento, el resto de la comitiva cumple sin alardes, Merry y Pippin no están mal, al igual que Frodo, Gimli queda resultón y Legolas aunque algo cursi cumple también.

Saruman tiene buena presencia aunque lo de que vaya vestido de rojo choca bastante, Galadriel está hermosa como debe ser y Bárbol por ejemplo cumple también, otro buen acierto es Gollum, visualmente es muy similar a cómo se le describe en el libro de Tolkien y es también uno de los mejores del film. Los Orcos sin embargo para nada están bien resueltos, bastante cutres, sólo se vislumbran unos ojos rojos y unos colmillos de jabalí bastante cutres, por momentos parecen caníbales, finalmente los Nazgul cumplen y su aspecto amenazante y fantasmagórico está bien conseguido.

espac

Entrando ya el la película propiamente dicho, el film posee un ritmo bastante irregular, comienza con un prólogo muy similar al usado por Peter Jacskon (el cual claramente se inspiró en esta película) donde se nos cuenta la creación del Anillo Único, la fiesta y despedida de Bilbo se pasa muy por encima en el film, mientras que la charla de Gandalf con Frodo pese a estar mostrada al aire libre (una pequeña licencia) es bastante fiel y bien elaborada, durante todo el metraje asistiremos a momentos en los que la acción se ralentiza demasiado innecesariamente y otras en la que todo ocurre a la velocidad del rayo, con lo que el tempo narrativo y la continuidad y montaje está muy mal calibrado y ejecutado.

El film sigue a pié juntillas la trama del primer libro, La Comunidad del Anillo, con la partida de Frodo y Sam junto a Merry y Pippin de Hobbiton, la posterior llegada a Bree y al Poney Pisador (donde se ve claramente a los actores reales), posee un ambiente a narración clásica de aventuras bastante potente (casi de historia de piratas en lúgubres posadas), el ataque de los Jinetes Negros en la Cima de los Vientos también está muy bien resuelto.

gan

Algo curioso tanto en esta película como en la de Peter Jackson es que en ninguna de ellas aparece Tom Bombadil, personaje reconoscámoslo simpático pero que poco o nada aporta a la trama, otro personaje que se olvida en ambas adaptaciones es el elfo Glorfindel que es quién acude a socorrer a Frodo ante el ataque de los Nazgul y quién lo lleva a Rivendel, en la película de Jackson es Arwen quién aparece, mientras que en la de Bakshi es el mismísimo Legolas.

Ahora vamos posiblemente con la peor parte de la película, afortunadamente también es de las más cortas, se trata de la estancia de la comunidad en Rivendel, algo cursi y mal explicada toda esa parte, pese a ser de vital importancia en el devenir de la historia, decir como curiosidad que Elrond parece un emperador romano.

De la peor parte del film pasamos a la mejor parte del mismo, como no podría ser de otra forma es la que sucede en Moria, la construcción de Moria es bastante resultona y por primera vez se palpa el riesgo en la aventura, sus angostos pasadizos y lúgubres habitaciones están bien resueltas y visualmente son meritorias.

habla

El ataque de los Orcos en Moria también es de lo mejor del film, es tenso y violento (la película posee algunas escenas de suma violencia, donde la sangre hace acto de presencia), escena bien coreografiada por los actores, buen momento de acción. Algo que sin embargo no está del todo bien resuelto y que queda a todas luces absurdo es la creación y confrontación de Gandalf con el Balrog en el puente de Khazad-Dum.

Vamos a ver, el diseño del Balrog no está mal aunque parece más un león con alas que otra cosa pero bueno, lo que no encaja es que no tiene sentido alguno que vuele, porque si consigue volar ¿por qué narices se cae por el puente entonces?, algo bastante absurdo sin duda.

gal

La llegada a los Lórien también está mostrada de forma fugaz, eso sí antes podemos presenciar la belleza de Galadriel en una genial secuencia, posteriormente pasamos a la partida de la comitiva por el río Anduín, con la posterior aparición y ataque de los Orcos y la consecuente muerte de Boromir que acuda en la ayuda de Merry y Pippin, sin duda estamos ante el momento más duro y dramático de la película y visualmente queda muy bien en pantalla, la redención de Boromir es creíble y con ella compartimos su pena.

La comitiva se separa y aquí es donde la película se vuelve un batiburrillo sin sentido, si hasta ahora se iba siguiendo con más o menos acierto la trama del libro, a partir de aquí la cosa va a toda prisa, no se profundiza en nada, la aparición de los jinetes de Rohan es instantánea y cutre, al igual que la aparición de Bárbol que queda como un simple cameo, visualmente mola pero para lo que sale en escena…

La aparición de Gollum y su presencia es sin duda la mejor parte de esta segunda mitad, su personaje, tanto en aspecto como en psicología es muy acertado y respetuoso con el original descrito por Tolkien, siendo sin duda de lo mejor de la película.

gollum

Luego muy de pasada llega la aparición de Gandalf el Blanco y la posterior llegada a Édoras donde veremos a un Theoden correcto, tras comentar la traición de Saruman a este y la posterior guerra que se avecina se nos pasa directamente a la batalla del Abismo de Helm, que no está bien resuelta ni coreografiada, se nota que se rodó a toda prisa y la épica brilla por su ausencia, algún momento destacable pero poca cosa, como curiosidad decir que esta parte está rodada en España, concretamente dicha escena está rodada en el castillo de Belmonte (Cuenca).

Y así termina la película, con la llegada de Gandalf a la batalla y la posterior victoria en el Abismo de Helm, una voz en off nos pone en situación y nos dice que así es como las fuerzas del mal fueron expulsadas de la Tierra Media.

Realmente una chapuza, pues Saruman seguía vivo, no sabemos nada de Frodo y Sam, todo queda abierto, esto se debe a que Bakshi cuando ya estaba montando la película ya sabía que esta no contaría con una segunda entrega ideada por él, por lo que entre problemas de tiempo, problemas con el estudio y problemas económicos (la película no funcionó nada bien económicamente) dio carpetazo de la forma más brusca a dicho film.

espa

La idea era hacer otra película que contara los cabos sueltos pero finalmente no se llevó a cabo, o al menos no de forma oficial como veremos a continuación. Decir que esta adaptación cinematográfica de Ralph Bakshi pese a su enormes fallos y sus problemas de ritmo, se ha convertido en un título de culto para el aficionado, y aunque tenga fallos imperdonables también hay que reconocerle su mérito y que por momentos posee buena factura, mítica película que como fan de Tolkien hay que ver si o si.

El Retorno del Rey (1980) Jules Bass & Arthur Rankin Jr.

returnanimatedport1

El mal sabor de boca que nos dejó la versión de Bakshi al quedarse inconclusa se palio en parte con esta película animada que recoge los sucesos acaecidos en la tercera entrega de la novela, por lo que siendo algo magnánimos y conformistas podemos ver esta El Retorno del Rey como la continuación lógica del film de Bakshi y así completar la historia.

El problema viene sobre todo en el enfoque de ambas películas, puesto que si bien la de Bakshi estaba enfocada al público más adulta, esta versión de El Retorno del Rey está orientada a un público más infantil, producida por Rankin & Bass Production y distribuida por Warner, El Retorno del Rey versión animada es una rara avis, muy desconocida por el gran público que si bien no es destacable en ninguno de sus aspectos, debe verse a modo de curiosidad.

Lo primero que llama la atención de esta película de animación es que sus intenciones, tanto artísticas como argumentales son mucho más modestas que las del film de Bakshi, aquí la historia se adorna de canciones infantiloides y los diseños de los personajes y sus fondos son muy simplistas, muy caricaturescos y rechonchos, la trama se vuelve ciertamente infantil cuando El Retorno del Rey debe poseer una carga dramática importante.

Tampoco esperéis ver grandes batallas ni nada que se le parezca, esto es un film infantil y dichas escenas serán despachadas con recursos de lo más vulgar, como por ejemplo una amalgama de puntos que van y vienen cubiertos de mucho humo y poco más.

pos

La aventura comienza con Gandalf contemplando el vuelo de los Nazgul para posteriormente comenzar la narración que nos llevará hasta Rivendel, donde Bilbo está celebrando un cumpleaños, allí rodeado de sus seres más queridos vemos a Frodo, Sam, Merry y Pippin, también están como no Gandalf y evidentemente Elrond entre otros, esta toma de contacto sirve para ver el diseño de los personajes a todas luces infantil y caricaturesco, los hobbits son seres regordetes y con gran pelaje, decir que dicha película como su hermana (El Hobbit, de la que hablaremos a continuación) fueron realizadas en Japón, aunque eso sí dibujadas por animadores occidentales, dando como resultado una extraña mezcla visual entre ambos estilos, europeo y asiático.

Durante la celebración de Bilbo este cuenta sus batallas y aventuras a los demás invitados, en un momento determinado Bilbo se percata de que a su sobrino Frodo le falta un dedo, la narración es continuada por Gandalf que nos cuenta cómo Frodo fue capturado en Cirith Ungol, es ahí donde comienza el film, con los créditos en pantalla sirviendo así dicho prólogo para unir de aquella manera las películas anteriores.

cansa

El film comienza con Sam intentando rescatar a Frodo de Cirith Ungol, después de unos extraños pensamientos algo absurdos por parte de Sam que desvirtúan la acción y que no aparecen en el libro, después de esto aparece Gandalf de nuevo explicando de manera compleja lo que es Cirith Ungol, Minas Tirith y demás fortalezas de la Tierra Media. Algo que sin duda confundirá por completo al espectador, especialmente a los niños a quienes parece ir enfocada la película, tal cantidad de información a un infante en tan breve espacio de tiempo acabará por aturdirlo. Un error garrafal sin duda alguna.

Después de la narración de Gandalf la película vuelve a su espacio temporal actual, donde veremos el ataque a Minas Tirith por parte de los Orcos y la posterior batalla y ayuda en los campos de Pelennor por parte de los jinetes de Rohan, con la aparición de los Olifantes y los Haradrim incluida.

returnanimated4

Volemos después a Frodo y Sam, cómo este último consigue rescatar a su amigo tras la lucha con varios Orcos en las escaleras de la fortaleza y tras haber esquivado a los centinelas, después la aventura continua con los dos hobbits disfrazados de Orcos cruzando Gorgoroth, allí será apresados por un pelotón Orco que pasa por allí y reclutados a la fuerza para dirigirse hacia Barad-Dur.

Tras una escaramuza perpetrada por Sam consiguen escapar de las filas del ejército Orco para seguir con su misión, mientras tanto en Minas Tirith vemos como Gandalf se enfrenta al Rey Brujo caracterizado como una especie de esqueleto que no para de soltar carcajadas se supone que amenazadoras. Mientas Frodo y Sam llegan a la cima del Monte del Destino donde serán atacados por Gollum, sabemos que es Gollum porque sabemos que estamos viendo El Señor de los Anillos, ya que el diseño del personaje pasa por ser realmente penoso, caracterizado como una especie de rana, sí habéis leído bien, una rana…

Tras un forcejeo entre Gollum y Sam, Frodo aprovecha para dirigirse hasta el cráter del Monte del Destino, tras un descuido por parte de Sam, Gollum perseguirá a Frodo hasta la cima.

returnanimated8

La carga de Pelennor acaba de manera totalmente absurda, pues asistimos a cómo el rey Theoden cae de su caballo y muere ¿?¿?, mientras Merry y Eowyn acaban con el Rey Brujo, se pasa por encima la batalla de Morannon que tiene lugar en la Puerta Negra, antes de que dé comienzo dicha batalla las águilas hacen acto de presencia y se llevan a todos los guerreros, en su tramo final todo es contado de forma confusa y con cambios bastante drásticos, se comen pasajes importantes y personajes imprescindibles, después de esto, tras destruir el anillo, Aragorn es proclamado rey, asistimos a una escena en los Puertos Grises y para terminar con un par bien puesto vemos cómo los hobbits se transforman en hombres, así sin anestesia ni nada.

En resumen, la película es mala, se mire por donde se mire, está mal planteada al darle ese aspecto infantil a una historia que en absoluto lo es, está mal montada, resulta confusa y posee momentos y escenas abstractas que no sabes por donde vienen y hacia donde van, de las tres películas animadas que aquí analizaremos es sin duda la que peor parada sale.

returnanimated6

El diseño de los personajes no ayuda tampoco, ese Gollum…pero es que los Orcos no se quedan atrás, resultan de todo menos amenazadores, lo dicho, película sólo recomendada a los amantes incondicionales de Tolkien que quieran ver todo lo que se ha realizado de forma audiovisual, película recomendable sólo a modo de curiosidad o como bien dije antes, para intentar quitarnos esa espinita clavada que nos dejó Bakshi con su historia inacabada, siendo algo ingenuo esta pobre producción sirve para complementarla y darle un sentido completo a la historia.

El Hobbit (1977) Jules Bass & Arthur Rankin Jr.

the

Pasamos ahora a otra adaptación de la obra de Tolkien, concretamente a El Hobbit, dicha adaptación fue realizada por el mismo equipo de la versión animada de El Retorno del Rey, por lo que las similitudes sobre todo en temática infantil y estilo visual son evidentes, a decir verdad, esta fue la primera adaptación audiovisual de la obra de Tolkien, fue producida por Rankin/Bass Prouction, y distribuida por Warner, a decir verdad dicha adaptación respeta a su modo la obra de Tolkien como veremos a continuación, a pesar de sus limitaciones y su corta duración, unos 70 minutos.

La calidad de la animación era medianamente decente, recordemos que estamos en los 70, los personajes tenían un aspecto rechoncho como ya vimos en El Retorno del Rey, pero simpático, estaban bien animados y llenos de detalles, al igual que los fondos, el estilo visual estaba muy influenciado por la animación inglesa tradicional, alejándose a su vez de la estética Disney que tanto detestaba Tolkien.

Para esta ocasión sí se contó con un equipo japonés para su animación, aunque su estética es muy occidental, salvando quizás el diseño del dragón y los elfos silvanos.

El comienzo del film es prácticamente el mismo que el del libro, eso sí aderezado con canciones de corte céltico-medieval, Gandalf llega a la Comarca y se planta ante Bolsón Cerrado, ante atónita mirada de Bilbo, mientras quedan para tomar un té, la aparición de los enanos no se hace esperar, aquí hay que ir a toda mecha, pues la duración del film es escasa, allí en casa de Bilbo ya una vez están a la mesa todos los enanos, Thorin Escudo de Roble nos contará la historia de su exilio de la Montaña Solitaria y de la hegemonía del dragón Smaug, todo ello mediante poemas y canciones sacadas directamente del libro, por lo que todo se mantiene fiel al mismo.

ter

Esta introducción es bastante atractiva, pues los personajes son agradables a la vista, especialmente los enanos, la recreación de la Comarca, la casa de Bilbo y demás recreaciones están a un buen nivel, por lo que el espectador mantiene su atención de forma constante.

Tras esto comienza la película, con los títulos de crédito en pantalla, posteriormente vemos como la compañía de enanos y Bilbo liderados por Gandalf se ponen en marcha, poco tardarán en hacer acto de presencia los trolls, aquí la cosa cambia un poco y Bilbo no mete la mano en el bolsillo de estos, si no que es capturado al igual que los enanos cuando intenta huir. Finalmente Gandalf los vence mediante un hechizo que adelanta la salida del sol y así consigue convertirlos en piedra.

Unas vez vencidos en la cueva de los trolls los enanos y Bilbo encuentran suculentos tesoros, entre ellos las espadas, a su vez es aquí y no en casa de Bilbo cuando Gandalf le entrega la llave y el mapa a Thorin Escudo de Roble.

or

La película va a toda prisa y de esto pasamos directamente a la llegada a Rivendel, allí veremos a un Elrond bastante cutre, mejor verlo por vosotros mismos y juzgad, tras la revelación de dicho mapa la compañía se pone en marcha, hacia las Montañas Nubladas, para recuperar el reino enano y enfrentarse a Smaug.

Los trasgos capturan al grupo entre cánticos pegadizos y los llevan a las montañas, allí veremos a la criatura Gollum, que tiene el mismo diseño que en El Retorno del Rey, es decir, pésimo, una especie de rana barrigona, esta escena está bastante bien cuidada pues se mantienen los acertijos del libro y la reacción de locura de Gollum al darse cuenta de que su anillo a desaparecido no tiene precio.

El grupo consigue escapar de los Trasgos y los Huargos gracias a las águilas que acuden en su ayuda, desgraciadamente no hay tiempo para más, y la parte de Beorn desaparece, una verdadera lástima, así llegan hasta el Bosque Negro, allí se encontrarán con las terroríficas arañas que lo habitan, para liberar a sus compañeros enanos Bilbo se enfrenta a una araña, la engaña fácilmente y consiguen escapar sin ningún peligro, otro pasaje que va a toda mecha que queda como meramente anecdótico.

sma

No tardarán en ser capturados por Elfos Silvanos que pasan por ser los personajes más extraños de la película, su caracterización no convence, y aquí es donde se deja ver claramente que el equipo de animación era japonés pues su diseño es muy anime y para nada saben captar la esencia de dichos personajes, descrita por Tolkien.

Afortunadamente ocupan poco tiempo en pantalla, Bilbo se las ingenia rápidamente para escapar junto al resto de los enanos metidos en barriles que serán lanzados al río que los conducirá a la Ciudad del Lago, aquí existe otro cambio, pues la Ciudad del Lago está bajo el poder de Bardo en lugar del alcalde, la ciudad flotante posee un diseño medianamente convincente.

La trama coge carrerilla y llega el momento de adentrarse en la guarida de Smaug, tras descubrir la entrada secreta, Bilbo se presenta ante el dragón, los ojos de Smaug en un recurso gráfico alumbran la cueva como si de dos faros se tratasen, el diseño de Smaug tampoco está acertado y por momentos parece más un gato que un dragón, después de algún momento tenso el dragón se levanta dejando evidente su punto débil en la parte central de su pecho, Smaug persigue a Bilbo sin resultados, pues el hobbit lleva puesto el anillo único otorgándole así invisibilidad.

hobbit9

Debido a la impotencia que sufre Smaug al no poder ver a su presa en un ataque de cólera sale de su guarida para dirigirse a La Ciudad del Lago, con intención de reducirla a cenizas, allí será derrotado por Bardo mediante una certera flecha en su punto débil, a pesar de haber destruido parte de la ciudad.

Posteriormente veremos como Thorin Escudo de Roble se niega a compartir su tesoro con la gente de la ciudad, y con los elfos que llegan allí en plan gorroneros, dando así comienzo el asedio de dicho pasaje del libro. La parte final está sumamente simplificada y de La Batalla de los Cinco Ejércitos poco veremos, en lugar de ello veremos una escena cubierta por polvo y nubes negras que lo envuelven todo, eso es la batalla…

Finalmente la película concluye con la muerte de Thorin y el posterior regreso de Bilbo a casa. Como podemos ver la película no es ninguna maravilla, ni técnica ni argumentalmente, pero por momentos respeta la esencia del libro original, posee pasajes y escenas divertidas y su animación pese a contener diseños bastante fallidos (Gollum, Smaug y los Elfos Silvanos) el resultado es un film simpático, que se deja ver, y que pese a eludir pasajes tan importantes como el de Beorn o la batalla final, nos ofrece algo más de una hora de entretenimiento si no se es muy exigente.

muer

Al menos no inventan tramas como ocurre en El Retorno del Rey, lo que la hace muy superior a esta, a pesar de ser de los mismos directores, tenemos que ser condescendientes con el film, pues debemos saber que está ideada para un público infantil y que el film tiene ya casi 35 años.

Si no eres muy exigente y quieres ver la primera adaptación de El Hobbit a la pantalla, antes de que llegue la mega producción de Peter Jackson dale una oportunidad, seguro que te saca alguna sonrisa cómplice.

Conclusión:

pos

Hasta aquí el repaso por esas películas animadas basadas en la obra de Tolkien que fueron las primeras en ver la luz, si bien la calidad de las mismas no es excepcional, sirven al menos para que podamos disfrutar de una visión diferente del universo de Tolkien en el panorama audiovisual, espero que os haya resultado entretenido y que sirva para que os pique la curiosidad friki para ver, analizar y después valorar dichas adaptaciones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s